Quieres dejar de sufrir, acepta

¿Quieres dejar de sufrir? Acepta

¿TE HAS PLANTEADO ALGUNA VEZ QUE CUANDO SUFRES ES PORQUE HAY ALGO DE ALGUIEN O DE ALGUNA SITUACIÓN QUE NO ESTÁS ACEPTANDO?

 

Es bastante común cuando trabajamos, tanto de manera autónoma como para otros, que no aceptemos ciertas situaciones y eso nos hace sufrir.

No me cansaré de insistir y recordarte que tu cerebro no distingue entre realidad y ficción, por lo tanto, cada vez que …

  • Recuerdas algo que te hace sufrir
  • Cuentas lo que te ha sucedido una y otra vez

 

No solo comienza de nuevo tu sufrimiento mental, tu cuerpo (que está estrechamente relacionado con tu mente) comienza a generar cortisol, una hormona que es como el cianuro ¡Veneno!   

Todo resultado viene de un comportamiento anterior, por lo tanto, si analizamos el sufrimiento como el resultado de un comportamiento, propio o ajeno, la secuencia sería:

  1. No Acepto                                          ⇔      Acepto
  2. No Comparto                                    ⇔      No Comparto
  3. No Respeto                                        ⇔      Respeto
  4. Ataco, Huyo, Alimento el Ego       ⇔      Me comporto con Empatía y Comprensión
  5. Sufro Tengo                                       ⇔      Paz

 

Cuando comprende que “Todo es Perfecto”, que todo forma parte del proceso, que tu no mandas, no eres tan importante y que te guste o no, en la vida todos/as, es decir, los 7500.000.000 de habitantes unas veces estaremos arriba de la ola y otras abajo.

Cuando comprendes que los humanos formamos parte de un proceso de vida, igual que las plantas, los ríos, el mar, el cielo …tu Matrix cambia.

Para mi esto es Matrix, cada uno de nosotros tenemos una serie de programas instalados en el cerebro, algunos están obsoletos, otros tienen virus, por eso es tan importante aprender a reprogramar tu cerebro, tu Matrix

 

PRACTICA

Cuando sufras haz este pequeño ejercicio siguiendo el orden:

1.- Para, piensa y reflexiona, toma conciencia de que estás sufriendo

2.- Pregúntate ¿Qué no estoy aceptando?

3.- Asumir que tú no eres juez, eres parte. “Todo forma parte del Proceso”

4.- Analizar para que te sirve tanto sufrimiento ¿Qué solucionas?

5.- Di para ti “Todo es Perfecto”

6.- Busca que puedes aprender de esta situación.

7.- Actúa desde el respeto, la empatía y la comprensión.

 

Me consta que sobre el papel todo queda muy bonito, y que otra cosa es ponerse a hacerlo ¡No me digas Ná! 😉

Pero si lo que quieres es tener Paz en tu vida, mira a ver que puedes hacer diferente si lo que quieres es cambiar el resultado.

Para ponértelo más fácil, repite “todo es perfecto” cuando te encuentres alguna situación que no te guste nada y creas “injusta”.

A mí y a mis clientes nos funciona, no me creas porfa, experiméntalo y luego me cuentas.

2 Comments
  • Maria Cabrera Blanca
    Posted at 13:01h, 26 septiembre Responder

    Todo es perfecto?
    La perfección no existe!
    A ver cómo se puede digerir esto.

    • Ana Caldas Gonzalez
      Posted at 09:35h, 01 octubre Responder

      María, sé que al principio el cerebro cortocicuita porque parece contradictorio, para comprenderlo mejor a mi me ayuda empezar por «la perfección no existe», porque cada persona entiende la perfección desde un punto de vista diferente, lo que para ti es perfecto, para otro no ;), incluso cuando tu crees que algo es perfecto, cuando lo vuelves a ver, sentir, tocar, oler… después de un tiempo, no sueles tener la misma percepción.
      Y …todo es perfecto, te guste o no, porque todo forma parte del proceso de la vida, si no existieran los gusanos, no habría mariposas 😉
      Un abrazo

Post A Comment